Presupuestos, subvenciones, recortes y contratos públicos

El gasto en Defensa ya es de 1.782 millones más de lo presupuestado

  • A 31 de agosto, los 5.745 millones iniciales se convierten en 7.527

El BOE de hoy publica la ejecución presupuestaria a 31 de agosto. Como viene siendo habitual, la diferencia entre lo presupuestado por el Ministerio de Defensa y lo que de hecho se ha gastado hasta esa fecha es notable: por el momento, de casi 1.800 millones de euros, pasando de los 5.745 millones iniciales a 7.527. Buena parte de ese engorde viene del crédito extraordinario aprobado en agosto vía Decreto Ley, que inyectó unos 914 millones al departamento.

Es un clásico. El Gobierno ha aprobado un Real Decreto Ley para conceder créditos extraordinarios a este ministerio en los últimos tres veranos. El de 2012, aprobado en septiembre, fue el más cuantioso: 1.783 millones. El de 2013, aprobado a finales de julio, fue de 877 millones.

Estas inyecciones, que se sufragan con deuda pública, se justifican en su mayoría por el pago de armamento ya comprometido. Pero, pese a que esos compromisos son anteriores y se arrastran desde hace años, nunca se incluyen en el presupuesto inicial, que al final de año poco tiene que ver con lo que se anuncia y se publica cuando se debaten los Presupuestos Generales del Estado.

El resto de ampliaciones del presupuesto, más allá de esos decretos, son opacas, puesto que el desglose de la ejecución presupuestaria (lo que al final se acaba gastando) es muy poco detallado y no permite saber a qué se destinó el desvío.

Así, gracias a esos créditos extraordinarios y a otras ampliaciones del presupuesto sin justificar, el gasto efectivo del Ministerio de Defensa ha engordado una media de 1.800 millones de euros en cada uno de los tres últimos años.

  • En 2011 se presupuestaron 7.156 millones y se gastaron más de 8.300.
  • En 2012 se presupuestaron 6.316 millones y se gastaron más de 9.000, con lo que el coste fue superior al de 2011 en plena ola de recortes.
  • En 2013 se presupuestaron 5.900 millones y se gastaron 7.860, un aumento de casi dos mil millones.
  • 2014 partió con un presupuesto de 5.745 millones. A 31 de agosto, esas cuentas han crecido ya 1.782 millones, a la espera de saber cómo acaba la ejecución del presupuesto a final de año.

Buenos días.

Standard

8 thoughts on “El gasto en Defensa ya es de 1.782 millones más de lo presupuestado

  1. Alejandro Guillán says:

    Náá, se cierran otros 3 o cuatro hospitales más (que para qué los querrá la chusma, digo yo, más que para abusar del sistema sanitario) y arreglao.

    Pero lo que haya que pagar en armamento, eso sí que es imprescindible, coñoooo!!

  2. Pingback: El gasto en Defensa ya es de 1.782 millones más de lo presupuestado

  3. Alfredo Granell Ortells says:

    Si nuestro Ejército solo reparte caramelos en las zonas de emergencias donde se despliegan para formar , enseñar, socorrer, consolar etc etc NUNCA HACER LA GUERRA, ¿en qué se gastan tanto dinero? Debe ser en desfilar

  4. PRESUPUESTOS CAMUFLADOS

    Hay dos gastos oficiales, el mantenimiento del Ejército y el del Rey, que por impopulares y para minimizar la crítica y mantener su opacidad están siempre falseados en los Presupuestos Generales del Estado.
    El Ministerio de Defensa, desoyendo el criterio de la OTAN, no incluye en su presupuesto (unos 7.000 mill. € en 2011) los gastos de sus propios Organismos autónomos, el espionaje, el I+D militar, el sostenimiento de la OTAN, los intereses de sus deudas, pero sobre todo la compra del armamento militar (tanques barcos, aviones…). Solo incluyendo esto último, se vería aumentado en casi una cuarta parte su presupuesto oficial y considerando todos los conceptos indicados antes, serían más de 18.000 mill. €, casi el triple!
    Aznar en 1996, siendo su secretario de Estado el actual ministro de Defensa, creó los Programas Especiales de Armamento-PEA por 30.000 mill. € (como un rescate y medio de Bankia) a pagar hasta el año 2030. La misma Secretaría de Estado de Defensa ya informó en sep. 2011 que estos programas se contrataron sabiendo que luego no los podrían financiar. Se empezó a pagar doce años más tarde, con Zapatero, pero ha sido el actual Gobierno, desde 2012 y con carácter extraordinario, siempre en agosto, a golpe de decreto, a escondidas y sin debate parlamentario, cuando aprueba estos créditos a los fabricantes de armas y de los que se han liquidado hasta ahora menos de su tercera parte.
    Una falacia que los monárquicos repiten sin cesar es que nuestra Casa Real es la jefatura del Estado más barata de Europa, pues su presupuesto público anual es de 8 mill. €, cuando en Alemania son 28 y en el Reino Unido 46. ¿La trampa? Las casas reales europeas agrupan en su presupuesto todos los gastos que hay repartidos por los diversos ministerios, mientras que aquí los gastos más gordos están camuflados en otras partidas, pues el presupuesto oficial sólo cubre los gastos de la familia real y no incluye a los 135 funcionarios de la Zarzuela, actos y ceremonias oficiales (Presidencia), viajes oficiales (Exteriores), mantenimiento de palacios, residencias, jardines, yates, etc. (Patrimonio Nacional); en total, unos 52 mill. €. Además hay que añadir a la Guardia Real y la Guardia Civil (Defensa), la seguridad (Interior) y los 45 coches oficiales y 61 chóferes del parque móvil (Hacienda), cuyo importe total es desconocido oficialmente pero estimado en unos 50 mill. €, lo que supone un gasto anual del sostenimiento de la monarquía española de 110 mill. €, con gran diferencia la más cara de EEUUropa según datos de 2011.
    Y contradiciendo los principios de la futura Ley de Transparencia, en los presupuestos del año pasado el Gobierno eliminó la información sobre el coste de actos, recepciones y cenas oficiales, que en 2012 costaron casi 10 mill. €. Lo mismo pasa con el mantenimiento de los palacios y jardines asignados al uso y disfrute exclusivo de la familia real, que paga Patrimonio Nacional y que costaron casi 33 mill. € . Ahora han sustituido los € por las hectáreas, sin figurar el precio, haciendo así más difícil su seguimiento, no nos vayamos a escandalizar… Y por si fuera poco, The New York Times estimó la fortuna personal de Juan Carlos I en 1.800 mill. €, cuando a la muerte de su padre sólo heredó 15 mill. €. Una de las mayores de nuestro país, por encima de A. Koplowitz o el presidente de El Corte Inglés.
    Estas dos martingalas presupuestarias que campan impunes por nuestra democracia le permite al Estado, en tiempos de contestación por los recortes sociales, presumir además de haberlos reducido un 12 % desde 2011. Las partes más comprometidas de esta información están debidamente ocultas y no figuran en las web’s del Ministerio, el Congreso o la Casa Real, lo que junto al disimulo o el silencio de los partidos de izquierda deja a los organismos populares en la necesidad de difundirla.

  5. Pingback: No me gustan las ONGs | La mirada del mendigo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *