Presupuestos, subvenciones, recortes y contratos públicos

El auditor no aprueba las cuentas del FOGASA por su disparidad de criterios para otorgar prestaciones

  • No existe una normativa reguladora clara del pago de ayudas
  • La subcontratación a la empresa pública TRAGSA hizo que personal sin experiencia ni cualificación se encargara de estas gestiones
  • Las prestaciones sumaron 2.289 millones en 2014 frente a los 1.373 de 2013
  • Desde 2006, este gasto se ha disparado un 634%

El BOE recoge hoy las cuentas de 2014 del Fondo de Garantía Salarial (FOGASA). Las irregularidades detectadas por el auditor son tan graves que ha decidido denegar su opinión. Entre los fallos destacan la disparidad de criterios para calcular las prestaciones y el encargo a personal sin experiencia ni cualificación para realizar estas gestiones, entre otros muchos. Además, el importe destinado a prestaciones ha aumentado hasta casi doblar el de 2013.

La auditoría realizada por la Intervención Delegada en el FOGASA critica que no exista una normativa reguladora del pago de las prestaciones, excepto en el caso de despidos improcedentes, en los que se aplica la fórmula de salario/día. Y va más allá: asegura que a la hora de otorgar esas prestaciones existen “criterios dispares” incluso dentro de una misma unidad. El interventor insiste en la gravedad de este problema durante su informe en varias ocasiones, dado que el pago de esas prestaciones supone un 99% de los gastos de gestión ordinaria del organismo. Además, asegura que pidió documentación a los responsables del FOGASA para aclarar esa disparidad de criterios y que o no se la dieron o era insuficiente.

Este problema, siempre según el auditor público, se agravó con el proyecto GRETA, que externalizó la gestión de buena parte de estas prestaciones y se la encargó a TRAGSA, empresa pública integrada en la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Según el informe, su personal no contaba ni con la experiencia ni con la formación adecuadas para realizar esta labor. Se encargaron de gestionar prestaciones por valor de 1.370 millones, un 59,85% del gasto total.

Pero las irregularidades y falta de control detectadas por la auditoría no acaban aquí. No pudieron obtener el número de sentencias pendientes porque, según los responsables, era difícil obtener esos datos por la “escasa fiabilidad de las aplicaciones informáticas”, una falta de fiabilidad que el auditor achaca a su complejidad. Además, tampoco pudieron obtener el número de expedientes pendientes y su importe medio porque el sistema ofrecía datos distintos según el día. Todos estos problemas hacen que el auditor, finalmente, decida que le falta información muy relevante y se niegue a dar una opción sobre las cuentas.

De 1.373 a 2.289 millones en prestaciones

Por otro lado, el gasto en prestaciones sociales se disparó en 2014. En total, se reconocieron 2.289 millones de euros para pagar los gastos de los 276.589 expedientes gestionados durante el año. En 2013, el coste total en prestaciones fue mucho menor, de 1.373 millones. Además, desde 2006 (312 millones), las prestaciones se han disparado. En concreto, han crecido un 634%.

El gran aumento del coste de las subvenciones y el hecho de que por cotizaciones sociales el FOGASA recibió una cuantía mucho menor, 446 millones, hizo que por primera vez el Estado tuviera que realizar una aportación al organismo, a través del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, de 940 millones de euros. Pese a esa inyección, el resultado del ejercicio muestra un saldo negativo de 1.180 millones.

Buenos días.

[Las fuentes de todas las cifras por año, en las cuentas anuales: 2006, 2007, 2008, 2009, 2010, 2011, 2012, 2013 y 2014]

Standard

4 thoughts on “El auditor no aprueba las cuentas del FOGASA por su disparidad de criterios para otorgar prestaciones

  1. Alfredo Granell Ortells says:

    Con tanto personal como tienen disponibles las Admons. Públicas , les tienen que encomendar esa tarea a quien no está preparado para hacerla. ¿ Alguien será sancionado por esa ineptitud? Me temo que como mucho abrirán un expediente que después de años , quedará archivado . ¿Por qué no publican , también, los empleados públicos que ocasionan un perjuicio económico al Estado , como hacen con los defraudadores fiscales?

  2. Oscar Garcia says:

    Como Ingeniero Informático alucino con los problemas del sistema informático. Estos problemas tienen que ser detectados y corregidos con auditoría interna y nunca llegar a la externa.

    Yo le propongo a Eva si tiene tiempo y recursos a ver como se gestionan los sistemas informáticos de la administración. Investigar el personal clave, las empresas involucradas y cómo se relacionan. Seguramente da para muchos capítulos y podrán salir asuntos interesantes.

  3. Pingback: El auditor no aprueba las cuentas del FOGASA por su disparidad de criterios para otorgar prestaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *