Otros

El precio que paga España por las vacunas no baja

  • Dos años después del último acuerdo marco, la nueva adjudicación mantiene los precios de la mayoría e incluso eleva algunos
  • Solo se ha reducido el precio de la vacuna contra la varicela
  • Seis de los 22 lotes quedaron desiertos por desabastecimiento o porque las compañías no querían ajustarse al precio de licitación
  • 14 CCAA pagarán más a partir de ahora por las dosis de triple vírica (sarampión, paperas y rubeola) y la de Tétanos, difteria y tos ferina acelular reducida (Tdap)
  • ¿Cuánto pagan otros países por las vacunas?

Dos años después del último acuerdo marco, los precios que paga España por las vacunas no han bajado, ni siquiera en aquellas más nuevas que se empezaron a vender, de partida, a unas tarifas mucho más elevadas. De hecho, en algunos casos, a partir de ahora, las administraciones públicas pagarán más por cada dosis.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha adjudicado el acuerdo marco de vacunas de calendario que regirá durante los próximos cuatro años y que establece a qué precios y a qué farmacéuticas comprarán 14 comunidades autónomas, además de Ceuta y Melilla, y dos ministerios (Defensa y Hacienda).

Cada uno de los 22 lotes que contiene corresponde a una vacuna, que se adjudica como máximo a dos farmacéuticas. Las administraciones que compren vacunas podrán adquirirlas a cualquiera de las dos durante el tiempo que dura el acuerdo marco a los precios acordados ahora.

Si en la anterior ronda, que abarcaba las compras realizadas en 2015 y 2016, participaron todas las comunidades autónomas menos Andalucía y País Vasco, en esta se suma la ausencia de la Comunidad Valenciana. Aunque, en ocasiones, salirse de esa compra conjunta no implica perder esos precios y hay ejemplos en los que Andalucía y País Vasco compran al mismo coste que el pactado en esos acuerdos marco. En total, para cuatro años y sin esas comunidades autónomas y los lotes que han quedado desiertos, las previsiones con los precios ofertados hablan de más de 300 millones de euros de gasto en vacunas.

La más cara, si no tenemos en cuenta la vacuna contra la encefalitis japonesa (destinada a viajeros y de la que se compran pocas dosis), es la vacuna contra sarampión, paperas, rubeola y varicela, que se comprará a Merck por 36,7 euros la dosis. Le sigue la que cubre ante varios tipos de meningitis (A, C, Y y W), que se pagará a GSK por 32,3 euros cada dosis (costará algo menos si se compra a Pfizer, la otra farmacéutica adjudicataria de este lote).

En ocho de ellas, los precios no se tocan. Es decir, dos años después, las farmacéuticas han ofrecido el mismo precio o casi el mismo. Se trata de las vacunas contra Meningitis C, Virus del Papiloma Humano (VPH), la pentavalente, Hib, los tres tipos contra la Hepatitis B y la que previene la encefalitis japonesa. La única vacuna cuyo precio ha bajado es la de la varicela, que pasa de 27,5 euros la dosis a 19,5.

Una de las que más suben es la Tdap, la vacuna contra tétanos, difteria y tos ferina acelular reducida. Hasta que acabó 2016 se podía comprar a 8,85 euros, según el anterior acuerdo. Ahora, a 14,90 o 14,95 según la marca. Si se cumplen las previsiones, eso significa un gasto de más de 36 millones de euros en cuatro años. Andalucía, que no participa en el acuerdo marco, la está comprando a 15 euros la dosis y calcula gastar 4,8 millones de euros solo este año.

La vacuna hexavalente sube de precio si las administraciones públicas la compran a GSK: pasa de 28.66 a 29.95 euros la dosis. En cambio, Sanofi la ofrece por 28,50, un precio algo inferior, pero muy similar al vigente hasta el pasado fin de año. El acuerdo marco estima que las comunidades autónomas y los dos ministerios participantes gastarán entre 70 y 74 millones por esta vacuna, dependiendo a quién compren.

También sube una de las más habituales, la vacuna triple vírica contra sarampión, rubeola y paperas, que pasa de 6,84 a 7 o 7,10 euros, según la marca. Aunque el precio no es tan elevado como el de otras vacunas más nuevas, el gasto es destacado, puesto que se estima que comprarán unos 1,7 millones de dosis. Eso significa, para estos cuatro años, alrededor de 12 millones de euros.

Seis de los 22 lotes han quedado desiertos. En 2015, fueron 9 de los 25. En ocasiones las farmacéuticas no se presentan por falta de stock y, en otros casos, porque no aceptan ofrecer un precio igual, o menor, al de licitación. En el resto, el precio sigue al alza.

Buenos días.

Standard

3 thoughts on “El precio que paga España por las vacunas no baja

  1. Pingback: El precio que paga España por las vacunas no baja – Boletín Informativo de la Sanidad Pública

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *